lunes, octubre 14, 2019

Roberto Arzú, candidato presidencial de la alianza entre los partidos de Avanzada Nacional (PAN) y Podemos, continúa pagando por publicidad en todos los medios de comunicación posible, sin estar autorizado por el Tribunal Supremo Electoral (TSE).

La publicidad que Arzú ha pagado en diferentes redes sociales así como publicidad online a través de Google, la promociona con la finalidad de buscar mayor alcance de su imagen a los ciudadanos, no está autorizada por el TSE.

La candidatura de Arzú ha generado polémica, porque hasta la fecha cuenta con multas pendientes de pagar al TSE por campaña anticipada, que asciende a unos $80 mil dólares y por la orden de captura que fue emitida en su contra por una corte de la Florida, en Miami.

Además, tiene una deuda por la contratación de servicios con la empresa “JJ RENDON & ASSOCIATES STRATEGIC CREATIVITY LLC”, propiedad de JJ Rendón, por un monto de  $6,160,594.22, que a pesar de existir documentos que respalden la información, Arzú ha negado rotundamente el compromiso no cumplido.