lunes, octubre 21, 2019

La congresista Norma J. Torres pidió al secretario de Estado, Mike Pompeo, revocar de inmediato la decisión del Departamento de Estado de suspender la ayuda  que asciende aproximadamente  a  US$450, millones que ya habían sido asignados por el Congreso Estadounidense hacia los países  que conforman el Triángulo Norte.

La misiva cuenta con la firma de 101 miembros del Congreso, bajo el argumento de generar un  retroceso en el progreso alcanzado hasta el momento y explican que la situación de migración “empeorará”.

“Millones de dólares en ayuda proporcionada a las comunidades a través de organizaciones no gubernamentales están ahora en peligro. Los múltiples programas que están demostrando resultados se verán obligados a cerrar sus puertas”, se lee en la misiva respaldada con la firma de los miembros del Congreso.

La decisión de suspender la ayuda, surge por el flujo de migración irregular hacia Estados Unidos de parte de ciudadanos centroamericanos, situación que el presidente de Estados Unidos Donald Trump ya había advertido sobre los riesgos que enfrentarían los países en mención, si no hacían nada para detener la llamadas “caravanas migrantes”.

“De concretarse el recorte, alertan sobre un retroceso sobre el progreso alcanzado para reducir la violencia y la pobreza, y por lo consiguiente más niños y familias del Triángulo Norte se verán obligados a huir de sus comunidades “y la situación en nuestra frontera empeorará”, señala Torres  en el comunicado.