lunes, octubre 14, 2019

Luego de la captura de Mario Estrada, presidenciable por el partido Unión del Cambio Nacional (UCN), en Estados Unidos, por tener claros vínculos con el narcotráfico, a salido a luz una serie de reuniones y la estrecha relación de amistad que comparten Estrada y el presidente Jimmy Morales.

Cual pulpo gigante, la corrupción se ha extendido por todo el país, infiltrando las instituciones del Estado guatemalteco al grado que el mismo presidente de la República ha sido tocado con los «tentáculos» de la corrupción que cada vez se extiende por toda Guatemala ante la mirada pasiva de las autoridades.

En el pasado reciente del país, la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), junto al apoyo de la exfiscal general, Thelma Aldana, quien busca llegar a la presidencia del país con el Movimiento Semilla, lograron destituir al expresidente Otto Pérez Molina, por delitos de corrupción, quien guarda prisión en este momento.

Además, lograron de manera exitosa condenar al también exmandatario Álvaro Colom, exesposo de Sandra Torres, candidata a la presidencia por la UNE quienes también han sido señalados de corrupción y financiamiento electoral ilícito.